Ecuador destaca sus avances en Matemática y Ciencias en los estudiantes de séptimo año de Educación General Básica EGB

erce2021

El ERCE es el estudio de logro de aprendizaje a gran escala de Latinoamérica. Se evalúan las áreas de Matemática, Lenguaje (lectura y escritura) para las poblaciones de 4to y 7mo de EGB y, para 7mo, se evalúa también el área de Ciencias Naturales. El principal objetivo del estudio es aportar con información relevante para el debate sobre la calidad de la educación en la región así como, orientar la toma de decisiones en política pública. En este contexto, el Ecuador ha sido participe de este estudio desde el año 2006, cuando se aplicó el Segundo Estudio Regional Comparativo y Explicativo (SERCE). Así mismo, en el año 2010 el Ecuador participó en el Tercer Estudio Regional Comparativo y Explicativo (TERCE), acogiendo los procesos metodológicos implementados por estos estudios, para medir comparativamente los resultados obtenidos por los estudiantes.

En octubre de 2016, El Ecuador formaliza su afiliación al Laboratorio Latinoamericano de Evaluación (Llece) con miras al desarrollo del Cuarto Estudio Regional Comparativo y Explicativo (ERCE 2019).

Los resultados del Estudio Regional Comparativo y Explicativo, ERCE 2019, dados a conocer este 30 de noviembre por la UNESCO indican que Ecuador obtiene mejores resultados que la región en Matemática y Ciencias. Los datos también advierten que el país mantiene desafíos en Lectura, tanto en logros de aprendizajes como en relación con las brechas de género.

En el estudio ERCE 2019, Ecuador alcanza resultados más altos que el promedio regional en Matemática, en todos los niveles evaluados, y en Ciencias, en séptimo EGB. Mientras, en Lectura sus puntajes son similares al promedio regional en quinto EGB y más bajos en séptimo EGB. Respecto de la evaluación anterior, el TERCE 2013, el país mejora sus resultados de séptimo EGB en Matemática y Ciencias. Además, se observan brechas de género a favor de las niñas en Lectura.

Estas son las principales conclusiones dadas a conocer por el Laboratorio Latinoamericano de Evaluación de la Calidad de la Educación (LLECE), perteneciente a la Oficina Regional de Educación para América Latina y el Caribe (OREALC/UNESCO Santiago) sobre su estudio ERCE 2019. En este estudio participaron 160 mil estudiantes de cuarto y séptimo de EGB, de 16 países de América Latina y el Caribe: Argentina, Brasil, Colombia, Costa Rica, Cuba, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Honduras, México, Nicaragua, Panamá, Paraguay, Perú, República Dominicana y Uruguay.

Claudia Uribe, directora de la Oficina Regional de Educación para América Latina y el Caribe (OREALC/UNESCO Santiago) destacó que “el ERCE 2019 muestra resultados que dan cuenta de desempeños desiguales al interior de los países y de diferencias que podrían ampliarse, considerando las posibles pérdidas de aprendizajes que se generarán por el cierre prolongado de las escuelas a causa de la pandemia. Los sistemas educativos tienen menos de una década para implementar medidas para mejorar sus los logros y disminuir las brechas existentes, de cara al cumplimiento de los objetivos de la Agenda 2030, compromisos asumidos por cada uno de los países”.

En Ecuador participaron en el estudio un total de 13.434 niñas y niños (6.676 de cuarto EGB y 6.758 de séptimo EGB). Si bien, el estudio evaluó a los estudiantes de tercer y sexto grado de la región, en el caso de Ecuador y Brasil sus equivalentes son el cuarto y séptimo grado. Las pruebas se rindieron en el año 2019 y midieron las áreas curriculares de Lectura, Escritura y Matemática. En sexto grado (séptimo en el caso de Ecuador) se evaluó, además, el área de Ciencias.

El estudio ERCE 2019 describe lo que los estudiantes saben y son capaces de hacer en función de su propio currículo y los sitúa en cuatro niveles de desempeño que describen la habilidad que demuestra el estudiante al resolver las diferentes preguntas de las pruebas.

La Ministra de Educación de Ecuador, María Brown Pérez, explicó: “El Ministerio de Educación del Ecuador trabaja comprometidamente por garantizar el derecho a la educación de calidad. Los ejes de trabajo: (1) Encontrémonos, (2) Todos, (3) Libres y Flexibles, (4) Fuertes, y (5) Excelencia, articulan una serie de acciones en beneficio de niños, niñas, jóvenes y adultos. Estas acciones contribuirán a reducir el impacto de la pandemia en los aprendizajes y así, brindar oportunidades de desarrollo para todo el país. Hoy más que nunca es necesario reactivar las escuelas y avanzar en los aprendizajes”.

El director ejecutivo del Instituto Nacional de Evaluación Educativa, Ineval, Eduardo Salgado, manifestó que la participación del Ecuador en el Llece, ha sido totalmente positiva, avanzando desde un treceavo lugar en la prueba Serce, pasando por un décimo lugar en la prueba Terce, hasta estar ubicados en un séptimo lugar en la prueba Erce 2019, todo esto gracias al esfuerzo mancomunado de todos los actores que forman parte del Sistema Nacional de Educación del Ecuador.

Principales resultados de logros de aprendizajes

Los resultados del estudio ERCE 2019 se presentan en la misma escala de puntajes del estudio anterior, el TERCE 2013, lo que permite llevar a cabo comparaciones entre ambos estudios.

En Lectura, Ecuador obtuvo 699 puntos en cuarto EGB, resultado equivalente al promedio regional del estudio ERCE 2019. El país muestra, además, una distribución de sus estudiantes en los niveles de desempeño de forma similar al promedio regional. Respecto del estudio TERCE 2013 se observa una distribución similar, con una proporción levemente mayor de estudiantes en el nivel I (de bajo desempeño) y IV, de alto desempeño.

En Matemática, el estudiantado de cuarto EGB obtuvo un promedio de 709 puntos, resultado que es superior al regional del ERCE 2019. Adicionalmente, Ecuador presenta una menor proporción de estudiantes en el nivel I (el de más bajo desempeño) que el promedio regional. Respecto del TERCE 2013, el país redujo el porcentaje de estudiantes en el nivel I y aumentó su proporción en el nivel IV de alto desempeño.

En séptimo EGB, el alumnado ecuatoriano obtuvo 720 puntos, promedio que es superior al regional del estudio ERCE 2019. Además, Ecuador ostenta una menor proporción de estudiantes en el nivel I que el promedio regional. Respecto del estudio TERCE 2013, Ecuador redujo el porcentaje de niñas y niños en este nivel.

En Ciencias, los estudiantes de séptimo grado obtuvieron 720 puntos, resultado que es superior al promedio regional del ERCE 2019. Además, Ecuador presenta una menor proporción de estudiantes en el nivel I que el promedio regional y redujo la cantidad de niñas y niños en este nivel respecto del TERCE 2013.

Respecto de las brechas según sexo, en Ecuador son significativas a favor de las niñas en Lectura en ambos grados, situación que también ocurre en la mayoría de los países de la región.

Resultados de factores asociados
El aprendizaje es un proceso que puede estar determinado por características de contexto en el cual se desenvuelven los estudiantes y demás grupos poblacionales, así como de rasgos propios e intrínsecos de los individuos. Se los conoce como Factores Asociados, los mismos que nos permiten conocer la estructura del sistema educativo y sus componentes esencialmente cualitativos.

En Ecuador, los aspectos relacionados con los estudiantes y sus familias que se asocian al logro de mayores aprendizajes son: el acceso a la educación preescolar; los días de estudio semanales; el involucramiento parental y las expectativas de los padres; y el mayor nivel socioeconómico de las familias. Por el contrario, los aspectos que se asocian como una limitante a los aprendizajes son la repitencia y la inasistencia a clases. A su vez, se observa que no se han logrado encontrar mecanismos equitativos que promuevan los aprendizajes de estudiantes de pueblos originarios.

Por otra parte, los aspectos relacionados con el cuerpo docente y sus prácticas que se asocian a un mayor logro de aprendizajes son: el interés por el bienestar de los estudiantes; el apoyo al aprendizaje, y la organización y planificación de la enseñanza. A la inversa, las disrupciones en el aula se asocian como una limitante de los aprendizajes.

En Ecuador existe un desafío respecto a la equidad, debido a que los aspectos relacionados con la escuela que se asocian a mayores aprendizajes son: el mayor nivel socioeconómico y la asistencia a escuelas privadas.

El coordinador del LLECE, Carlos Henríquez, destacó que “Ecuador tiene el desafío, a la luz de la evidencia del estudio ERCE 2019, de proyectar los pasos siguientes en función de las buenas experiencias, con la generación de instancias de colaboración y de transferencia orientadas a desarrollar sus capacidades, junto con un plan transversal que resguarde que todas y todos los estudiantes cuenten con aprendizajes fundamentales para que nadie quede atrás”.